Saltar al contenido

Decoración de sala pequeña consejos prácticos

Decorar una sala pequeña sugerencias 

Decorar una sala pequeña no es una tarea muy sencilla, la sala es el lugar donde se expresa nuestra personalidad y en muchas ocasiones solemos recargar el ambiente al querer decorarlo sin tener en cuenta el tamaño de esta.

Una de las características de las construcciones en la actualidad es la falta de espacio, las personas soleteras o parejas jóvenes que optan por un apartamento o piso como primera vivienda, muchas veces deben lidiar con ambientes de pocos metros para colocar sus muebles.

Tratar de colocarlos adecuadamente es importante ya que se tiene el objetivo de conseguir una decoración armoniosa, que no luzca muy recargada y que también cuente con espacio  para almacenar.

El salón es el lugar de la casa en el que pasamos la mayor parte del tiempo, compartiendo con la familia y amigos agradables momentos. Si además nuestra vivienda es pequeña, lo más probable es que este espacio también sea utilizado como lugar de esparcimiento, colocando en él la TV, equipo de música, etc.

Para ayudarte a conseguir un salón acogedor te damos algunos buenos consejos que te serán de utilidad:

Emplea colores claros para las paredes. Estas actúan como el lienzo sobre el cual plasmar colores, así que si deseas añadir visualmente algunos metros, entonces emplea tonalidades como el blanco, blanco roto o beige claro.
Refuerza la sensación de luminosidad y claridad que aportan las paredes en los tonos antes mencionados, con cortinas en tonalidades de la misma gama. Si quieres añadir un toque de color, puedes hacerlo con los apliques que se colocan en los extremos de las barras de las cortinas o con alzapaños de diseño original.

Los sofas en “L” o los chaise-longue, resultan ideales cuando se trata de optimizar el espacio. No solo incluyen un mayor número de asientos, también se aconsejan en salones de forma alargada (algo muy habitual en apartamentos pequeños). Lo mejor es ubicarlos pegados a la pared. Para complementar, una butaca de pequeñas dimensiones o un puf es lo más recomendable; puedes elegirlo del mismo material o combinar textil y piel.

Los muebles de TV que incluyen estanterías, puertas, cajones y baldas, son los más versátiles. Cumplen la función de librero, vitrina, estante, etc. Decántate por firmas de decoración que te permitan crear tus propias composiciones, para así contar con un mueble único, personalizado de acuerdo a tus necesidades.

Como de lo que se trata en salones pequeños es de aprovechar al máximo el espacio, entonces elige muebles de doble utilidad, como utilizar un baúl como mesa de centro, o mesillas auxiliares que incluyan revistero. También encontrarás modelos de mesas de centro que ocultan en su interior pufs que pueden ser muy útiles cuando tengas invitados en casa.

Fuente: decorailumina.com